Hombre Cro-Magnon

No éramos más que niños cuando, jóvenes monitores de esta Parroquia (May, Marian, Javi, Dani, Rosa, Felix, Gema y otros tantos) dirigían, por entonces, los grupos de "Junior". Eran los años de la Polka, en tiempos del Hombre de Cro-Magnon. El último campamento que realizaron tuvo lugar en Cuenca y, con él, terminó aquella etapa que nos dejó alguna que otra costumbre. Éstas, después de tantos años, están vigentes en nuestro grupo, como por ejemplo, "correr por las noches" y algún que otro baile.


Allá por el año 1991, Jose y Pilar, que provenían de la Parroquia de San José Obrero, comenzaron su andadura en la Pastoral Juvenil de Santa Luisa y encabezaron un equipo de responsables muy joven. Su primer campamento fue en Pontedo (León), y corría el año 1991. Participaron 23 chicos y chicas. El año siguiente, en el campamento de Navarredonda de Gredos, y, con el fin de utilizar un símbolo identificativo del grupo, surgió el primer pañuelo-pañoleta. Como el objetivo era también que "se viera bien desde lejos", escogieron un color discreto: el naranja.


Muchos monitores pasaron por la Parroquia en aquella etapa: Paloma, Tere, Paco, Jose Manuel, Carlos, Tolbi, Cuqui, Diana... (y que no se nos enfade nadie no nombrado porque fueron muchos, y hemos nombrado a los primeros). Durante aquellos años surgió la Asociación Juvenil de Santa Luisa de Marillac, que complementaba la educación que desde la Pastoral Juvenil se ofrecía: Nació un equipo de fútbol sala, un grupo de teatro, el Grupo de Montaña Acción Verde y nosotros dentro de éste.


Algunos de los chicos y chicas que formaron parte de estos grupos, pasaron a ser, con el tiempo, responsables de nuestro grupo.